Katrina estaba muy caliente, quería coger y por eso empezó a seducir a su amiga. Al principio se resistió, pero terminaron comiéndose los coños hasta el cansancio


  • Descripción

Dos vecinas estaban hablando mientras terminaban de desayunar, habían dormido juntas porque una de ellas no tenía luz en su casa. Pero una de ellas se había levantado con muchas ganas de coger, tenía ganas de comerse a su amiga y hacerle de todo, solo que no sabía si iba a estar de acuerdo. Por eso empezó a preguntarle si tendría problemas en hacerlo con una mujer, ella dijo que no y fue entonces cuando empezó a besarla. La morocha le pregunto si estaba segura, cuando le dijo que si se dejó llevar por la calentura. Se quitaron toda la ropa y empezaron a comerse sus coños, aunque primero empezó la puta de su amiga que es la que estaba desesperada por saborear un coño. Las putitas estuvieron toda la mañana cogiendo, no podían dejar de gritar del placer, no podían parar.


Online porn video at mobile phone